Logo Libros Peruanos
buscar

ARCHIVO DE ARTÍCULOS PERIODÍSTICOS

A B C D E F G H I J K L M N O P Q R S T U V W X Y Z

Carlos Calderón Fajardo
Escritor puneño Carlos Calderón Fajardo: “Retorno a la semilla” Escritor puneño Carlos Calderón Fajardo: “Retorno a la semilla”

Por Feliciano Padilla
Fuente: Los Andes, Puno 13/12/09
http://www.losandes.com.pe/Cultural/20091213/30874.html

El escritor puneño Carlos Calderón Fajardo, luego de un lapso considerable, retornó a Puno a reencontrarse con los suyos y a nutrirse de la energía sideral del lago Titikaka, paqarina universal y fuente de donde irrumpe la palpitación del mundo.

El escritor puneño Carlos Calderón Fajardo es más conocido en Lima y el extranjero que en nuestra Región. Sucede este fenómeno con muchos escritores. Por ejemplo, Manuel Scorza era más conocido en Europa que en el Perú. Es razón suficiente para dar a conocer algunos rasgos relacionados con la vida y obra de este distinguido narrador

Carlos Calderón Fajardo nació en Juliaca en 1946, Luego radicó en Lima y desde esa ciudad hizo un largo periplo por Europa: Vivió en Alemania desde los 17 años, a donde viajó a estudiar medicina, carrera profesional que abandonó atrapado por la sociología y la literatura. Luego estuvo en varios lugares del “Viejo Mundo”, particularmente en Austria, recalando por muchos años en París, donde frecuentó a Julio Ramón Ribeyro, Bryce, Rose, Scorza, Bendezú y conoció a Cortázar, Donoso y otros grandes de la narrativa latinoamericana. Regresó al país y estudió en la Pontificia Universidad Católica del Perú donde se graduó de sociólogo. Actualmente, ejerce la docencia en la Universidad Nacional de Ingeniería.

Carlos Calderón Fajardo posee una larga y exitosa actividad literaria. Se trata de un prestigioso narrador peruano y muy reconocido fuera del país. Escribió varios libros de cuentos y novelas. Mencionaremos sólo algunas obras que lo consagraron como un gran escritor:
*1974: Primer lugar de cuento en el Concurso Nacional José María Arguedas.
*1981: Premio Unanue de Literatura por su novela “La colina de los árboles”.
*1984: Premio Gaviota Roja por su novela “Así es la pena en el paraíso”.
*2006: Finalista del Premio Tusquets de Novela, España, con su novela “El fantasma nostálgico”.
*2009: La Editorial “Casa Tomada” presentó en el Centro Cultural de España (Lima) su “Antología Íntima” en homenaje a sus 40 años de escritor.
*1999?: El Municipio de Juliaca lo distinguió como hijo predilecto de esa ciudad.
*2009: El Municipio de Lampa, lo condecoró por su gran labor literaria, en el marco del II Encuentro Nacional de Escritores realizado en aquella bella ciudad.

Yo lo conocí en 1993 con motivo del II Encuentro Nacional de Narradores de Arequipa, donde cada uno de los invitados leímos, al principio del certamen, un testimonio personal sobre nuestro nacimiento y la manera cómo nos hicimos escritores. Calderón Fajardo llegó a Arequipa con los escritores limeños, pero cuando leyó su testimonio dijo sin ningún empacho (por entonces existía una perversa discriminación hacia los escritores de la Sierra) que había nacido en Juliaca. Fue entonces que Jorge Flórez-Áybar y yo nos acercamos a Carlos para ofrecerle nuestra amistad de puneños. Él la recibió y nos correspondió con un abrazo. Ese mismo año Flórez-Áybar publicó un breve artículo sobre esta novedad en Apumarka. Desde entonces tratamos de que Calderón Fajardo estuviera presente en el imaginario de la población. Más tarde se lo dijimos a René Calcín, el intelectual juliaqueño más reconocido de aquella época, para que a su vez, tratara de ofrecer esta información a los grupos de jóvenes escritores que empezaban a aparecer en aquella ciudad. Así pues, desde aquellos años, siempre se le guardó especial aprecio y reconocimiento por sus logros como escritor puneño. Prueba de ello es que un número de TOTORIA, revista de literatura dirigida por Wálter Paz Quispe, está dedicado íntegramente a su persona. Baste estas expresiones de afecto para demostrar que nunca se le olvidó, como desgraciadamente se lo han hecho creer en otros lugares.

Es de conocimiento general que, entre el 5 al 7 de diciembre del presente año, se realizó en la ciudad de Lampa, el II Encuentro Nacional de Escritores. Con este motivo Carlos Calderón Fajardo ha sido especialmente invitado. Y nuestro escritor estuvo en Lampa donde recibió un justo homenaje en presencia de las autoridades de aquella ciudad y otros famosos escritores como el poeta José Gabriel Valdivia, los escritores Vladimir Herrera y Alfredo Herrera, aparte de tantos escritores procedentes de Juliaca y Puno que estuvieron presentes.

El II Encuentro Nacional de Escritores ha sido organizado y auspiciado por el Municipio de Lampa con apoyo de tres escritores juliaqueños muy dinámicos: René Calcín, Dárwin Bedoya y Wálter Bedregal. Estamos seguros que la comunidad regional sabrá aquilatar en su medida exacta la gran labor cumplida por estos intelectuales que han trabajado duramente para lograr los éxitos del certamen. René es historiador que va buscando poco a poco un reconocimiento en la comunidad científica nacional; Dárwin es poeta y escritor de calidad indiscutible que viene promoviendo la actividad cultural de la Ciudad de los Vientos. Por su parte, Wálter ha incursionado en la narrativa y no tengo ninguna duda de que pronto alcanzará el reconocimiento de la crítica nacional. Saludo y felicito al Municipio de Lampa y a estos escritores por haber organizado un Encuentro de alcance nacional.

Por estas razones queremos subrayar la actitud de un Municipio de la periferia que ha organizado este II Encuentro Nacional de Escritores y la I Bienal de Pintura Víctor Humareda. No comento la parte de la pintura porque soy lego en la materia. Sin embargo, valga la ocasión para reconocer a este Municipio por haber solventado moral y económicamente el certamen. Los alcaldes de Juliaca y Puno tienen que entender de una vez por todas que el pueblo no sólo vive de pan. La nutrición espiritual es más importante en cuanto y en tanto es el soporte de cualquier desarrollo económico sostenido y sostenible. Y más aun, si esta actividad está orientada a consolidar la identidad cultural y a articular la literatura regional a la literatura nacional, la producción de los jóvenes escritores a la actividad literaria de los escritores puneños mayores como Vladimir Herrera, Alfredo Herrera, Carlos Calderón Fajardo y a la del poeta arequipeño José Gabriel Valdivia.

En general, el arte puneño se desarrolla sin apoyo de las instituciones estatales o paraestatales; en realidad, más como una actividad marginal. Y creo que la música, la danza, la pintura y la literatura han logrado, así, en estas condiciones desventajosas, logros que enorgullecen a nuestra tierra y al país. Pero, no estaría demás llamar la atención del INC y de las oficinas correspondientes del gobierno regional y de los gobiernos locales para que consignen presupuestos suficientes que permitan la realización de actividades como las que comentamos y que, dicho sea de paso, en épocas anteriores tuvo una especial consideración. Nada ganamos gritando a los cuatro vientos que “Puno es tierra de artistas y literatos”, cuando el INC y las instituciones ya mencionadas hacen poco por la cultura. La cultura viva es tan importante como la cultura del pasado y aquella no se circunscribe solamente a las fiestas de “La Candelaria” y de los “Carnavales juliaqueños”. En realidad, estas actividades culturales tampoco merecen apoyo y se sostienen con los recursos de los mismos conjuntos y danzarines que invierten fuertes presupuestos no recuperables, pero que sí son fuentes de ingreso seguro para los empresarios de turismo y los Municipios.

Bien, Carlos Calderón Fajardo llegó a Lampa y estuvo alojado en el hotel “Julio César” de la ciudad de Puno. Tuvimos, los que pudimos, la ocasión de compartir una grata conversación sobre literatura regional y nacional. Tiene en mente, junto con otros escritores puneños radicados en la capital, realizar la “Semana de la Cultura Puneña” en la “tres veces coronada Villa”, aproximadamente en el mes de junio del 2010. Se trata de una actividad de exhibición que comprendería danza, música, teatro y literatura puneña, además de mesas redondas y conferencias acerca de nuestra riquísima cultura. Estaremos en esa gran reunión de puneños y desde nuestra Región apoyaremos en lo que se pueda para que la Semana de la Cultura Puneña logre muchos éxitos.

Algo más: Nos sorprendió que Carlos Calderón nos hablara respecto de una supuesta enemistad de escritores puneños con escritores de provincias. No, no existe ninguna. Activamos la cultura desde esta ciudad escritores de todas partes: Omar Aramayo, Jorge Flórez-Áybar, José Luis Velásquez y Percy Zaga, de la ciudad de Puno; Bladimir Centeno, de Yunguyo; Wálter Paz Quispe, de Ácora, José Luis Ayala, de Huancané; Gloria Mendoza, de Huancané, Jóspani, de Puno, René Calcín de Juliaca, Boris Espezúa, de Juli; Luis Pacho, de Laraqueri; Juan Carlos Ortiz, de Puno. A ellos se suman Ana Pino, Sonia Molina, Christian Reynoso, Juan Palao, Elsa Aramayo, Simón Rodríguez, Oliver Sayritúpac, Luis Rodríguez, Javier Núñez, Julia Chávez; en fin, muchos intelectuales que siempre han recibido nuestra adhesión y están en todas las actividades que se organiza. Quizá lo que falte sea coordinar mejor las actividades para que los esfuerzos no se diluyan, y nada más. Sin embargo, espero que en el camino logremos mejor cohesión.

Gracias Carlos Calderón Fajardo por habernos hablado en un café de la ciudad lacustre de aspectos tan puntuales para el desarrollo cultural de Puno. Ésta es tu tierra. Sé siempre bienvenido en Puno. Los alcaldes podrían darte las llaves de las principales ciudades puneñas. Nosotros solo te damos la llave de nuestro corazón. Seguro que volverás cuantas veces te sea posible. La magia irresistible del Titikaka nos asegura que así será. Te esperamos.

Librosperuanos.com
Portal cultural que promueve autores, editores y libros del Perú
Av. Benavides 449, of. 20, Miraflores - Lima 18    Telefax:(511) 242-7439    E-mail: informes@librosperuanos.com